27 de noviembre de 2021
Zinc hipotiroidismo y función tiroidea

Beneficios de Zinc para hipotiroidismo: Cómo mejorar la función tiroidea

El zinc y otros oligoelementos, como el cobre y el selenio, son necesarios para la síntesis de las hormonas tiroideas, y su deficiencia puede dar lugar a hipotiroidismo. Por otro lado, las hormonas tiroideas son esenciales para la absorción del zinc y, por consiguiente, el hipotiroidismo puede dar lugar a una deficiencia adquirida de zinc. Esto no es un buen presagio para tu tiroides, considerando el gran número de procesos tiroideos en los que el zinc está involucrado. El zinc es uno de los nutrientes más importantes para la función tiroidea, y su deficiencia en pacientes con hipotiroidismo a menudo se ignora. ¿Sabías que la deficiencia de zinc puede empeorar drásticamente los síntomas de hipotiroidismo?

Zinc en hipotiroidismo

Una de las funciones más importantes del zinc es el papel que juega en la conversión de la hormona T4 a la T3 activa.

¿Cómo mejorar la función tiroidea tomando suplemento de zinc?

Debido a que el zinc es necesario para la función tiroidea (conversión de T4 a T3), su deficiencia puede predisponerte a desarrollar altos niveles de T3 reversa, que limita la función tiroidea. Pero esto no es todo lo que hace el zinc para tu glándula tiroides.

Beneficios de zinc para hipotiroidismo

– Mejora la función inmunológica – Esto es particularmente importante si tienes tiroiditis de Hashimoto u otras enfermedades autoinmunes.

– Incrementa la conversión de T4 a T3 – Esto ayuda a normalizar tus niveles de hormona tiroidea T3 libre, necesaria para la pérdida de peso y el control de los síntomas de hipotiroidismo.

– Actúa como un agente antiinflamatorio para tu glándula tiroides.

– Juega un papel en la reducción del estrés oxidativo.

Cómo saber si tienes deficiencia de zinc

Por lo general, no se recomienda hacer pruebas de zinc en el suero o el plasma, ya que muchas personas con valores «normales» siguen presentando los síntomas de deficiencia de Zinc. Esa fue la conclusión de este estudio, que demostró que la mejor manera de confirmar y tratar la deficiencia de zinc es comenzar a tomar un suplemento.

Síntomas de la deficiencia de Zinc 

Los síntomas de la deficiencia de zinc pueden incluir la mala cicatrización de las heridas, el deterioro del gusto y el olfato y la presencia de uñas delgadas, quebradizas o con manchas blancas. 

Las personas con deficiencia de zinc también pueden tener el sistema inmunológico debilitado y sufrir alergias, o ser más susceptibles a resfriados frecuentes e infecciones respiratorias. 

Además, el agotamiento de las reservas de zinc puede provocar pérdida de cabello, impotencia, problemas de piel (acné, sarpullidos, aftas, hongos en los pies), depresión, problemas de visión, bajo recuento de espermatozoides, falta de atención y TDAH. 

Estadísticamente, uno de cada cuatro individuos en la población general puede tener deficiencia de zinc. Si tienes hipotiroidismo o tiroiditis de Hashimoto, tus posibilidades aumentan.

La deficiencia de zinc se asocia a la caída de cabello

El hipotiroidismo es la causa común y bien reconocida de la pérdida difusa del cabello. La caída de cabello atribuida al hipotiroidismo puede no mejorar con la levotiroxina, a menos que se añadan suplementos de zinc.

La pérdida de cabello es un síntoma preocupante al que se enfrentan muchos pacientes hipotiroideos a pesar de tomar medicamentos para la tiroides. El verdadero beneficio del suplemento de zinc es que ayuda a mejorar la función tiroidea, reducir la caída de cabello y mejorar su calidad.

Cómo frenar la caída de cabello en hipotiroidismo y tiroiditis de Hashimoto

Combinación de Zinc con Selenio para hipotiroidismo

El zinc es un mineral increíblemente importante si tienes hipotiroidismo o tiroiditis de Hashimoto. La mayoría de los pacientes con hipotiroidismo autoinmune experimentan resultados superiores cuando combinan el zinc con otros nutrientes. Este beneficio está relacionado con el efecto sinérgico que los múltiples nutrientes tienen en la función tiroidea.

Probablemente se debe al hecho de que muchas personas con deficiencia de Zinc también tienen otras deficiencias de nutrientes.

Si se combina el zinc con el selenio, la dosis total necesaria para cualquiera de ellos disminuirá y se obtendrá el mismo beneficio en una dosis menor.

Dosis de zinc para pacientes con hipotiroidismo

La dosis de zinc necesaria para mejorar la función tiroidea varía entre 5 y 50 mg por día.

Al inicio, puedes usar una dosis más alta, 50mg por día durante 1-2 meses. Esto te permitirá aumentar el «almacenamiento» de zinc. Una vez que hayas completado las reservas de zinc en el cuerpo, puedes tomar una dosis diaria más pequeña, que es igual de eficaz para ayudar a mejorar la función tiroidea.

Suplementos para mejorar la función tiroidea

Estos 9 suplementos para la glándula tiroides pueden ayudar a mejorar la función tiroidea y a reducir drásticamente los síntomas:

Zinc y selenio en hipotiroidismo
Zinc y selenio mejoran la función tiroidea y ayuda en la conversión de T4 a T3 en hipotiroidismo

Otros factores muy importantes que influyen en el proceso de la función tiroidea son tu alimentación, la higiene de sueño y la actividad física.

Por qué es importante apoyar tu función tiroidea 

Para entender la importancia de apoyar tu función tiroidea, debes entender la conexión que existe entre el cerebro y la glándula tiroides, llamada eje hipotalámico-hipofisario-tiroideo, o eje HPT. La medicación para la tiroides reducirá tu TSH (y también la conexión HTP) de forma proporcional a la dosis. Cuanto más medicamento para la glándula tiroides tomes, más suprimida estará esta conexión. 

Tu objetivo debe ser utilizar la menor dosis de medicación para la tiroides posible, y que esta dosis sea efectiva. De allí es la importancia de restaurar cierta capacidad del cuerpo para regular la producción de hormona tiroidea por sí mismo.   

Para observar de cerca esta conexión, basta revisar tus niveles de TSH, T3 libre y T3 total. Estos análisis de sangre te ayudaran a comprender cuánta T3 está flotando en tu sistema y cuán suprimida está la conexión tiroides-cerebro. 

En este artículo encontrarás la lista completa de los análisis de sangre del perfil tiroideo y sus valores óptimos.

Asegúrate de que otras hormonas pituitarias funcionen bien 

Tu glándula pituitaria, la misma que produce la TSH, también regula otras hormonas en tu cuerpo.  

Los niveles de hormonas sexuales (estrógeno, progesterona, testosterona), hormonas suprarrenales (cortisol), e incluso la hormona de crecimiento, todas derivan de la función pituitaria.  

El cortisol, en particular, desempeña un papel importante en la regulación de la función tiroidea.  

Si estás tomando dosis cada vez más altas de levotiroxina y no logras disminuir los síntomas de hipotiroidismo, al menos debes echar un vistazo a tus hormonas suprarrenales, comprobando los niveles de cortisol. Si existe un problema, tu medico debe indicar ciertas medidas para solucionarlo. En el proceso, mejorará tu propia función de la glándula tiroidea. 

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *